Educación Ambiental - notas breves

Delfines en peligro de Nueva Zelanda van hacia la extinción

26 de noviembre de 2013

El gobierno de Nueva Zelanda anunció a mediados de noviembre medidas de protección para los delfines de Maui o popoto (Cephalorhynchus hectori maui) pero el Partido Verde alertó de que estas medidas no impedirán que vayan a la extinción. Existen todavía apenas 55 delfines de Maui adultos que se encuentran solamente en aguas de Nueva Zelanda y que están categorizados como En Peligro Crítico, la especie más pequeña y rara del mundo está apenas sobreviviendo.

"Los neocelandeses que aman y desean proteger nuestros delfines de Maui en peligro se sentirán mal con las inadecuadas protecciones que el gobierno anunció", dijo el vocero para los océanos del Partido Verde, Gareth Hughes.

"El Gobierno Nacional está irresponsablemente arriesgando la extinción del delfín de Maui", dijo Hughes. "Las medidas del gobierno permitirán todavía que se usen métodos fatales en áreas del hábitat del delfín de Maui".

Rango del delfín de Maui
Rango del delfín de Maui, en azul, con el área que abarca la prohibición de redes en rojo.
(Foto: Wikipedia)

El Gobierno Nacional anunció que hará permanentes las medidas interinas de protección contra las redes fijas que habían sido establecidas en septiembre. Las medidas regularán las redes de pesca a lo largo de la costa Taranaki, una proción de la costa occidental de la Isla Norte.

Además, el gobierno prohibirá el uso de redes fijas de entre dos y siete millas náuticas de la costa entre la Punta Pariokariwa y el río Waiwhakaiho, también en la costa de Taranaki.

"Nuestra mayor preocupación es por el En Peligro Crítico delfín de Maui", dijo el ministro de Conservación, Dr. Nick Smith. "La mayor amenaza para el delfín de Maui son las redes fijas, con dos muertes confirmadas y otras tres posibles desde 2000."

"Estoy procediendo con mi propuesta de septiembre de extender la prohibición de redes fijas de pesca en unos 350 kilómetros cuadrados entre la Punta Pariokariwa y el río Waiwhakaiho en Taranaki y entre dos y siete millas náuticas desde la costa", dijo Smith.

"Noventa y cinco por ciento de las amenazas al delfín de Maui es debido a la pesca, pero el nuevo plan también incluye medidas adicionales de protección no relacionadas con la pesca", agregó.

Se aplicará un obligatorio código de conducta para cualquier trabajo de investigación sísmica en todas las aguas pesqueras de Nueva Zelanda. Otro código de conducta será desarrollado para la industria de carreras de botes para limitar el riesgo de golpes por las naves, dijo Smith.

El ministro de Industrias Primarias, Nathan Guy, dijo que su ministerio financiará $400,000 por año para el costo de observadores independientes para asegurar que se obedezcan estas medidas.

"El plan también incluye el establecimiento de un Grupo Asesor de Investigación del delfín de Maui para realizar investigaciones y para que trabajen con interesados en mantener la cooperación para asegurar la supervivencia del delfín de Maui", dijo Guy.

Delfines de Maui
Un delfín de Maui adulto y otro juvenil vistos durante un estudio cerca de la costa occidental de la Isla Norte entre Kaipara Harbor y New Plymouth, 2009-2010.
(Foto: NZ Dept. Conservation)

El delfín de Maui es la subespecies de la Isla Norte del delfín de Héctor o delfín de cabeza blanca (Cephalorhynchus hectori), que también está cubierto por el nuevo Plan de Manejo de Amenzas del gobierno.

"Nos sentimos satisfechos con los últimos estimados poblacionales para los delfines de Héctor en la costa oriental de la Isla Sur que han visto aumentar su población estimada de 1,800 a aproximadamente 9,000", dijeron los ministros Smith y Guy.

El incremento en los estimados poblacionales de los delfines de Héctor se debe a un estudio aéreo del verano pasado que registró una población que va entre 6,300 y 13,100. Un estudio durante el invierno encontró entre 5,200 y 10,600 delfines de Héctor.

"Esta información positiva confirma el valor de nuestras investigaciones y nos ayudará a tomar decisiones mejor informadas", dijeron los ministros. "También nos hace más optimistas de que podremos asegurar que estas maravillosas criaturas sobrevivan para las generaciones futuras.

Pero los Verdes no están persuadidos de que las nuevas medidas aseguren los delfines. "El gobierno todavía está permitiendo el uso de letales redes de arrastre y fijas en partes del sancuario de mamíferos marinos de la costa occidental de la Isla Norte donde los delfines pueden nadar", dijo Hughes.

"El gobierno debería escuchar al consenso científico de que pesquerías de agallas y de arrastre necesitan ser clausuradas en todas las áreas donde viven los delfines de Maui, hasta la línea exterior de 100 metros de profundidad", agregó. "No podemos darnos el lujo de matar ni siquiera un delfín de Maui".

El Comité Científico de 2012 de la Comisión Ballenera Internacional, la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza y la Sociedad de Mamología Marina, con sus 2,000 científicos, ha pedido que todas las áreas donde se encuentran estos delfines sean cerradas para las redes agalleras y de arrastre hasta la profundidad de 100 metros.

Otras amenaza para los delfines de Maui viene del gigante petrolero tejano Anadarko que empezará a hacer perforaciones exploratorias en las cuencas Taranaki y Canterbury en los próximos meses.

Un derrame petrolero en mar abierto podría devastar algunas de las playas favoritas de Nueva Zelanda, con efectos prolongándose hasta la Línea Internacional del Tiempo, sugieren modelos de computadora comisionados por Greenpeace New Zealand.

Índice de Notas

Autor de las páginas: José E. Marcano